Cómo el mayor gasto público perjudica al sector privado

Analizando 145 países entre 1960 y 2007, los economistas Davide Furceri y Ricardo Sousa han estudiado el impacto del gasto público en el sector privado. Su principal conclusión es que “el gasto público produce un importante efecto expulsión (“crowding out”), afectando negativa el consumo y la inversión del sector privado”.

De este modo, se niega el supuesto “efecto multiplicador” del gasto público, ya que el consumo del Estado no expande sino que contrae el dinamismo del sector privado. La relación identificada por el estudio habla de un vínculo “negativo y estadísticamente significativo. Un aumento del gasto público del 1% reduce el consumo privado en un 1,2% a corto plazo y un 1,9% a medio plazo (cuatro años). En cuanto a la inversión privada, observamos que se deprime en un 1,8% con el susodicho aumento del 1% en los presupuestos del Estado. El “efecto expulsión” es más fuerte en las economías de la OCDE que en otros países”.

El estudio desarrollado para España encuentra un retroceso del consumo privado del 0,81% por cada aumento del 1% en el gasto de las Administraciones. Hablamos de un nivel de impacto muy superior al de otros países como Reino Unido (0,68%), Portugal (0,36%), Italia (0,26%) o EEUU (0,11%). Con la inversión privada ocurre lo mismo: España sufre mucho más los aumentos del gasto, perdiendo 2,23 puntos frente a los 0,7 de Italia, el 0,96 de Portugal, el 1,28 de Reino Unido…

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s